Los tipos de préstamos bancarios que existen en España

author Teresa S. Vicente Fecha de publicación: 23.11.2020
Los tipos de préstamos bancarios que existen en España

Las tres grandes categorías en que se pueden clasificar los préstamos son los personales, los hipotecarios y los dirigidos a empresas o autónomos. Dentro de los primeros tipos de créditos que existen se encuentran los llamados préstamos rápidos, al consumo y también de estudios. Los hipotecarios son aquellos destinados a la compra de vivienda o de un local de negocio. Los créditos destinados a empresas se engloban dentro de un tercer apartado de tipos de préstamos bancarios.

Un préstamo se define, según la Real Academia Española de Lengua, como la “cantidad de dinero que se solicita, generalmente a una institución financiera, con la obligación de devolverlo con un interés”. Es decir, el banco o plataforma prestamista nos financia la compra de un bien o servicio a través de un importe que tendremos que reintegrar una vez sumados tanto los intereses como las comisiones y gastos aplicados en el plazo de tiempo pactado,

Existen diferentes tipos de préstamos que se diferencian por su duración, es decir, por ser a corto o largo plazo, por el destino que se da al dinero, las condiciones del crédito y por el perfil del prestatario. En base a estas características se dividen en tres categorías, personales, hipotecarios y los destinados a financiar los proyectos de negocio de empresas o autónomos.

1. Préstamos personales

Los préstamos personales son aquellos cuya cuantía se suele utilizar para financiar necesidades concretas del consumidor en un momento determinado. El dinero puesto a disposición del cliente se destina a comprar un bien concreto como un coche o un electrodomésticos o para abonar la matrícula de la universidad o el coste de un máster.

More: Varias razones por las que podemos solicitar un préstamo online

Préstamos rápidos

Los préstamos rápidos han alcanzado una gran madurez en los últimos años gracias a la rapidez de acceso, los escasos requisitos y las ofertas sin intereses en las plataformas web.

Estos préstamos se suelen comercializar en internet como alternativa a otro tipo de financiación más difícil de conseguir y que implica más papeleo y requisitos. Los intereses de este tipo de préstamos suelen ser más altos que el resto, pero hoy en día hay entidades que los ofertan sin recargos en caso de que se trate del primero que solicita el cliente.

CreditoSi
Importe de préstamo 1 000 € Quiero préstamo
Vivus
Importe de préstamo 300 € Quiero préstamo
Monedo
Importe de préstamo 5 000 € Quiero préstamo

Préstamos al consumo

Los préstamos al consumo se utilizan para comprar bienes como electrodomésticos, vehículos o muebles. Son préstamos de menor cantidad de dinero y con un plazo de amortización también más breve que los hipotecarios, por ejemplo.

Préstamos sin nómina

Los préstamos sin nómina son aquellos que sirven para financiar a los ciudadanos sin ingresos periódicos. Aquí se incluye a los préstamos de estudio, que son aquellos utilizados para financiar estudios de formación superior (universitarios o de postgrado) o para aprender idiomas o estudiar en el extranjero. También hay créditos que adelantan el dinero de una beca antes de que sea concedida al estudiante.

2. Préstamos hipotecarios

Los denominados como préstamos hipotecarios están dirigidos a financiar importes elevados, de hasta el 80% del valor de tasación, y durante un plazo que puede ir hasta los 30 años para la compra de una vivienda o incluido de un local para emprender un negocio. En caso de que el cliente no reembolse el dinero, el banco podrá vender esa vivienda hipotecada o incluso convertirse en el propietario del inmueble.

More: ¿Qué es un aval y cómo funciona?

Las diferentes modalidades de los créditos hipotecarios depende del tipo de interés, que puede ser fijo, variable o mixto. Al ser un préstamo a largo plazo, antes de poner el dinero a disposición del cliente, el banco realizará un estudio de viabilidad y del scoring crediticio del cliente para evaluar su capacidad de pago y tendrá en cuenta los ingresos, los gastos y otras variables relacionadas con la solvencia.

3. Financiación a empresas

Los préstamos para empresas varían en función de las características del crédito, el perfil de la empresa y de la entidad prestamista. El coste medio de los préstamos a empresas de hasta 250.000 euros fue del 2,73% en noviembre de 2020, según los últimos datos del Banco de España. Las compañías que soliciten financiación deberán demostrar la viabilidad de cada operación, justificar el destino de la cuantía, es decir, si es para pagar a proveedores, dotar de liquidez al negocio o para poner en marcha nuevos proyectos.

Crowdlending

Además de recurrir a los bancos, las compañías también tienen la opción de obtener liquidez a través de préstamos P2P o crowdlending, es decir, los créditos obtenidos a través de plataformas online que ponen en contacto a emprendedores con inversores particulares o institucionales.

En ocasiones, es mucho más fácil para las empresas la obtención de dinero a través de las entidades que operan en internet ya que los trámites son más sencillos y la concesión del dinero también es más rápida.

Fuentes: Cincodias, Finanzas.com

author

Autor del artículo:

Teresa S. Vicente

Lleva más de 15 años trabajando en medios de comunicación y está especializada en economía.
Biografía completa

Comentarios