MicroBank, el Robin Hood de los microcréditos

Fecha de publicación: 22.08.2018
MicroBank, el Robin Hood de los microcréditos

Hoy toca hablar de los microcréditos, esos pequeños grandes recursos que nos sacan de tantos pequeños grandes apuros. Eso, en general. Pero hoy vamos a enfrentar este tema en particular, con un punto de vista mucho más cercano. Ponemos la lupa en uno de los principales partícipes del éxito recurrente de los microcréditos y analizaremos su evolución hasta tocar sus números de hoy en día.

Hoy hablamos de MicroBank

MicroBank es un banco social con participaciones exclusivas de CaixaBank, cuenta con apenas once años de vida y con más de 4.000 millones de euros concedidos en microcréditos. Ahí es nada.

La gran mayoría de sus clientes son personas con muy escaso acceso a la financiación e incluso sin recursos económicos.

Nacido en 2007, su intensa actividad y su rendimiento lo están posicionando como referente en la banca social española. En 2017, multiplicó por 14 la suma concedida en 2007 en microcréditos: repartió un total de 893,7 millones de euros –el año de su nacimiento, fueron poco más de 64 millones.

Son, en concreto, 4.083 millones de euros prestados a emprendedores y familias con un total de 744.374 micro créditos.

Verdaderamente, sobran razones para celebrar el décimo aniversario.

Todo estos números y otros balances fueron presentados recientemente, el miércoles de la semana pasada, en un acto pletórico con los máximos dirigentes luciendo sonrisas de oreja a oreja, abanderados por Gonzalo Gortázar, consejero delegado de CaixaBank, y Antoni Vila, presidente de MicroBank. Todo, dentro del marco del nuevo Plan Director de Responsabilidad Corporativa del banco de origen catalán.

Gortázar no dudó en hacer hincapié en la función social de los microcréditos, cuya aportación está haciendo que muchos ciudadanos españoles saquen adelante tanto a sus familias como a sus proyectos, según el caso.

«Nuestra herencia centenaria nos convierte en una entidad con una gran implicación con la sociedad en la que vivimos», y por eso aspira a liderar «la recuperación reputacional de la banca y de la confianza de los clientes».

Viaconto
Importe de préstamo 600 € Quiero préstamo
Vivus
Importe de préstamo 300 € Quiero préstamo
OnlineCredit
Importe de préstamo 1 500 € Quiero préstamo

En la celebración se incluyó su recién aprobado plan de responsabilidad corporativa, que se apoyará sobre cinco pilares:

Primero, «asegurar una conducta ejemplar que fortalezca la confianza incentivando la diversidad», de esta forma, los microcréditos son posibles para clientes de todo tipo, edad legal y condición.

Segundo, hacer realidad «las mejores prácticas» de su gobierno gobierno y fomentar y trabajar políticas y comportamientos responsables.

Tercero, ocuparse de afrontar los problemas sociales más acuciantes, con el fin de convertirse en una referencia de apoyo ciudadano y social gracias a la función de los microcréditos.

Cuarto, darle empuje a la filosofía solidaria y a la generosidad con empleados entre sí y con los clientes.

Por último, centrarse en la lucha contra el cambio climático y mostrarse activos en los intereses ecológicos del planeta.

Además, MicroBank tiene el compromiso de encomendarse en una misión de inclusión financiera, a través de la cual, cada vez más personas se vean capacitadas para solicitar un microcrédito, incluso las más desfavorecidas, las que nunca hubieran pensado que podrían optar a ellos. Una de las estrategias realizadas a tal fin es su presencia en el 94% de las poblaciones de más de cinco mil habitantes, reforzando así el carácter rural de los microcréditos. Recordemos que, tanto en pueblos como en ciudades, ya se ha realizado más de medio millón de ayudas a familias que lidiaban con préstamos hipotecarios y riesgo de pobreza.

2.600 millones para «dificultades temporales»

El público de MicroBank no son solo familias con dificultades económicas. En once años ya han concedido 135.547 microcréditos a emprendedores y startups en pleno desarrollo por valor de casi 1.500 millones de euros. Gracias a esas ayudas, muchos jóvenes y no tan jóvenes han podido desarrollar su actividad económica, contribuyendo también a la creación de 181.000 puestos de trabajo.

Según Esade, este tipo de financiación tiene «un impacto directo en la situación laboral y económica no sólo de los emprendedores que los solicitan sino también de otras personas».

En este sentido, el 56% de los beneficiarios reconoce que no habría podido sacar adelante su proyecto sin los recursos derivados de sus microcréditos.

 

Fuente: Las Provincias

Comentarios