Los diez mandamientos para mantener tus tarjetas a salvo

Fecha de publicación: 06.02.2018
Los diez mandamientos para mantener tus tarjetas a salvo

En España ya no hay nadie que no pague con tarjeta de crédito. Como consecuencia de ello, la utilización del efectivo ha quedado relegada a las adquisiciones menores. A las compras importantes de supermercado, ropa y, en general, a las que hacemos en grandes almacenes, donde ni siquiera se nos ocurre sacar ya el monedero, se les incorporan las arraigadísimas compras por internet.

En todas ellas, nuestra tarjeta de crédito se ve expuesta a los peligros que entrañan las tecnologías y el esparcimiento de datos hoy en día. Sobre todo en las compras online, nuestros datos bancarios son susceptibles de quedar a la intemperie, sin protección frente a agentes virtuales dañinos.

Por eso es necesario tener en cuenta una serie de actuaciones básicas para proteger la tarjeta y evitar así la sustracción de datos bancarios y personales.

Tarjetas de crédito antes que de débito

La recomendación es usar siempre tarjetas de crédito en lugar de tarjetas de débito. Las primeras presentan sistemas de seguridad y de prevención contra el fraude más efectivos.

Paga siempre con la misma

Si te es posible, y tienes más de una tarjeta de crédito, asigna una en concreto a las compras online y utiliza la otra para pagos en comercios. Así, cuantos menos datos hayamos dispersado por la red, mejor.

Mantén tus datos alejados de las rrss

Queda estrictamente prohibido publicar los números de tus tarjetas de crédito en cualquier red social, ni siquiera en tu perfil. Tampoco envíes nunca un correo electrónico con tus datos bancarios, nunca sabes dónde pueden acabar.

Tu banco te echa una mano

La mayoría de tarjetas Visa y Mastercard te permiten activar códigos y claves que se te pedirán luego en cada compra, añadiendo así un filtro más de seguridad. Consulta a tu banco.

Ejerce de auto-consultor

Es posible que se den casos de en caso de duplicados de pago. Asegúrate de que no te cobran doble consultando cada movimiento y el saldo de tus cuentas poco después de haber realizado el pago.

Viaconto
Importe de préstamo 600 € Quiero préstamo
Vivus
Importe de préstamo 300 € Quiero préstamo
OnlineCredit
Importe de préstamo 1 500 € Quiero préstamo

Mira por dónde compras

Antes de realizar una compra por internet, asegúrate de que se trata de un sitio fiable y seguro. Fíjate en la barra superior del navegador, y busca al inicio de la URL el símbolo de un candado y la secuencia https. Si los encuentras es porque el sitio web cuenta con certificados de seguridad que garantizan operaciones seguras. Si no, abortamos misión.

Haz del navegador tu castillo…

Tras cada compra online, no está de más que borres el historial del navegador, así eliminarás todo rastro de tus operaciones. Igualmente se recomienda desactivar la función de autocompletar, de modo que no deberemos preocuparnos si alguien más usa nuestro ordenador.

…Y del castillo tu fortaleza

Mantén alerta a tus guardias actualizando regularmente tus programas antivirus. Así te librarás de cantidad de asedios al día, especialmente del phishing, que permite a los hackers acceder a tus datos bancarios.

No todas las redes Wi-fi públicas son de fiar

La mayoría de la población no sabe que las redes públicas, en ocasiones, está bajo el dominio de terceros. Al conectarnos a ellas, es probable que nuestros datos caigan en sus manos, Si te conectas, borra los archivos temporales de Internet y asegúrate de apagar el dispositivo después.

No descargues lo primero que ves

Échale un doble vistazo a las aplicaciones que te han llamado la atención y descárgalas sólo si presentan los certificados de seguridad oficiales.

 

Fuente: Levante EMV

Comentarios