Las comisiones a los no clientes son el prejuicio de los cajeros

Fecha de publicación: 21.05.2019
Las comisiones a los no clientes son el prejuicio de los cajeros

Hoy en día, la enorme competencia entre entidades bancarias tiene como consecuencia que, a no ser que no tengamos más remedio, saquemos dinero del cajero de nuestro banco. ¿Por qué? Porque los otros bancos siempre nos van a cobrar comisiones por usar sus cajeros. En concreto, entre los 50 céntimos y los 2,50 euros.

La infidelidad se paga

Estas cifras se extraen de un estudio realizado por el comparador bancario iAhorro, del cual se puede corroborar también que casi la mitad –el 40%, concretamente– de las comisiones aplicadas por las 15 entidades analizadas igualan o superan el precio de 2 euros.

Sin embargo, algunos bancos ofrecen productos a sus clientes que les ayudan a disminuir estos costes en cajeros ajenos, aunque muy raramente tiene esto como consecuencia la ausencia total de comisiones.

Esto también es consecuencia de la masiva reducción de cajeros que está llevándose a cabo en España en los últimos años. Ya tratábamos este tema en nuestro artículo “El punto de inflexión de los cajeros automáticos”. Y es que, desde 2008, hemos pasado de 62.000 a los pocos más de 50.000 cajeros.

Pero, si estamos al tanto de cómo funcionan estas comisiones, descubriremos que los usuarios no son más que meras víctimas colaterales. Al sacar dinero del cajero de otro banco, este banco le cobra las comisiones al nuestro, y éste, a su vez, las transfiere a sus clientes, quienes terminan quedando a cargo de ellas.

CreditoSi
Importe de préstamo 1 000 € Quiero préstamo
Vivus
Importe de préstamo 300 € Quiero préstamo
Monedo
Importe de préstamo 5 000 € Quiero préstamo

La clasificación de las comisiones

Veamos cuáles son los bancos que más hostiles se muestran con los usuarios de otros bancos que extraen dinero de su cajero. En este orden:

  • Liberbank, con una comisión de 2,50 euros.
  • Con 2 euros de comisión, se encuentran Caixabank, Unicaja, Santander, Popular, Openbank, Deutsche Bank.
  • Kutxabank cobra 1,95 euros.
  • Abanca carga cinco céntimos menos: 1,90€.
  • En el caso de BBVA, serán 1,87€.
  • Con 1,80€ están Sabadell e Ibercaja.
  • Bankia cobra una comisión de 1,75€ a los usuarios ajenos.
  • Un euro es lo que acarrea operar con BBVA.
  • ING, por su parte, cobra a todos 50 céntimos, por lo que es la entidad con las comisiones más baratas.

 

Todo esto queda a expensas de las ofertas, descuentos y beneficios que cada banco ofrezca a sus clientes. Normalmente, estas suelen ser tarjetas de crédito o débito que acarrean comisiones bastante inferiores tanto en bancos ajenos como en cajeros situados en el extranjero.

Distinción a costa de las comisiones

Antonio Gallardo, experto en finanzas de iAhorro, es buen conocedor de estos datos y explica que “las entidades más pequeñas o con menos cajeros son las que más flexibilidad han mostrado al cobrar comisiones más bajas, porque son las que más interés tienen en llegar a acuerdos con otros bancos”. Así revela también que, “por el contrario, las grandes como CaixaBank o Santander tienen una barrera de entrada hacia los que no son sus clientes y apuestan por una política de comisiones más altas”. Y los usuarios se preguntan qué razón tendrán los bancos para explicar la aplicación de estas comisiones. Pues bien, según Gallardo, las entidades “afirman que ponen la tecnología que los bancos pequeños no tienen y que es necesario compartir los gastos de su inversión en cajeros”, lo cual les sirve de excusa para justificar sus precios.

Pero esto no significa que en ningún caso sea verdad. Reconoce que, “por ejemplo, CaixaBank tiene la mejor red de cajeros de España, de la que pueden beneficiarse también los clientes de su entidad online Selfbank”, y eso se paga. Lo que buscan los bancos es diferenciarse, como cualquier empresa, y buscar así “una ventaja competitiva exclusiva”.

Comentarios